Leopoldo Federico nació en la Ciudad de Buenos Aires un 12 de enero de 1927 falleciendo un 28 de diciembre de 2014​ fue un director de orquesta, compositor y bandoneonista argentino. Como ejecutante literalmente se llevaba con él de atropellada toda la orquesta, por eso se definía "Soy eso que llaman un bandoneón cadenero que con un gesto o una mirada termina uniendo a todos los instrumentos y me los llevo conmigo en el bandoneón

El director de orquesta, compositor y bandoneonista Leopoldo Federico, fue una de las máximas figuras del tango argentino, Había comenzado muy joven a tocar. A los 17 años ya se presentaba en el cabaret Tabarís. El mismo relató, en una entrevista publicada hace unos años, esas épocas. "Era un chico grande. Los primeros meses, cuando salía a las cuatro de la mañana, mi viejo me estaba esperando en la esquina para tomar el tranvía hasta Once. Y después se tenía que levantar a las ocho para ir a su laburo. Lo tuve que convencer porque los músicos me empezaban a cargar".

Ese "chico grande" brilló luego en las orquestas de Carlos Di Sarli, Ástor Piazzolla, Horacio Salgán y Mariano Mores. Fue director de la Orquesta Estable de radio Belgrano durante más de una década y en 1958 formó la propia, con la que continuó hasta estos días. Desde hacía varios años tenía serias dificultades para caminar, pero siguió tocando hasta hace pocos meses.

Como compositor, entre sus obras más reconocidas se encuentran"Que me juzgue Dios", "Cabulero" y "Al galope". Aquí, interpretando "El Abrojito", de Bernstein y Fernández Blanco, para la TV Pública:

Entre la numerosa cantidad de premios que recibió se encuentran el Gardel a la trayectoria y el Grammy latino, en dos oportunidades. También fue declarado ciudadano ilustre de la Ciudad de Buenos Aires en 2002.

Cuando, acompañado por su esposa Norma, dos años antes de su deseso recibió el premio Senador D. F. Sarmiento que la Cámara alta le otorga "a personas físicas o jurídicas que mejoren la calidad de vida a los habitantes y a su comunidad", resumió su identidad y su actitud frente a la vida.

"No voy a decir si lo merezco o no lo merezco. La verdad es que siempre estuve al lado de gente que me enseñó tanto. Y siempre tuve la suerte de que se me cumplieran los sueños: tocar con Horacio Salgán fue un regalo del destino, Astor Piazzolla es lo insuperable, me recuerdo junto a Julio Sosa y quisiera empezar todo de vuelta para volver a hacer lo mismo".

______________________________________________________________________________________

IMPORTANTE !!! LA FOLK ARGENTINANO tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite, LA FOLK ARGENTINA se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República

Compartir

Notas Relacionadas

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »