Con el equipo deportivo de NEXO 104.9 FM y LA FOLK ARGENTINA con el relato de Santiago Caruzo, comentarios Lucas Vargas y Tutti Juarez, campo de juego Lucas Sanchez y Aldana FFreire, foto Daniel Gutierrez. El partido correspondiente a una nueva fecha del torneo de ascenso argentino se jugará desde las 17:00 horas en el Estadio Islas Malvinas

El 16 de diciembre de 2000 fue un día soleado y caluroso, ideal para disfrutar de un buen partido de fútbol. Aquella tarde se jugaba una edición más, la 114, de un clásico histórico, el más tradicional y antiguo del ascenso. Por la 17ª fecha de la B Nacional se enfrentaban Nueva Chicago y All Boys en Mataderos y no faltó nada en aquellos tiempos de hinchas de los dos equipos en el estadio: desde la pasión y el folklore a los infalibles incidentes hubo de todo, incluidos cuatro goles y un 2-2 final catalogado como justo por los comentaristas. Lo que nadie podía suponer en ese momento es que iba a ser el último en muchísimos años.   Aquel torneo terminó con el ascenso del equipo verdinegro a Primera División y desde entonces se dio un curioso cruce de caminos entre los viejos vecinos. Ambos transitaron por las tres primeras categorías del fútbol local -Primera, B Nacional y B Metro- pero no volvieron a coincidir. Hasta hoy. Esta tarde, en cancha de All Boys, el Superclásico del ascenso vuelve a decir presente y desde hace una semana no hay otro tema de conversación entre Mataderos y Floresta.   "El resultado es más importante para nosotros que para ellos", declaró en estos días Pepe Romero, el técnico albo. Pero del otro lado no piensan lo mismo. "Desde hace semanas que los hinchas solo hablan de ganar este partido", dice Daniel Ferreiro, vicepresidente de Chicago, que asistió como hincha a aquel choque de hace más de 15 años: "Nosotros tenemos mucha rivalidad con otros equipos, como Chacarita, Almirante Brown o Morón, pero el clásico es con All Boys y es una alegría volver a vivirlo", confirma el dirigente, que el martes pasado se reunió con sus pares de Floresta "para garantizar y reivindicar un fútbol en paz".   Verdinegros y albos nacieron casi a la par: en 1911 unos; dos años después los otros, y su rivalidad comenzó en el amateurismo. El 31 de agosto de 1919 se disputó el primer encuentro, que acabó con goleada 6-0 para Chicago. Desde entonces, el duelo se multiplicó, casi siempre en las categorías de ascenso, aunque en tiempos del fútbol amateur llegaron a cruzarse 9 veces en la Primera División de la Asociación Argentina, algo que no volvería a suceder en el profesionalismo.   "La semana previa a jugar con Chicago es diferente", recuerda Facundo Diz, autor de los dos goles de All Boys aquella tarde de diciembre de 2000. "No podés abstenerte ni aunque te metas en una cápsula, la gente te hace sentir que no son solo tres puntos". El goleador, que sigue en activo y en la actualidad juega en Tristán Suárez, tiene bien presente ese último clásico: "Para mí fue único, porque Alberto Pascutti acababa de asumir como técnico y me puso de titular porque quería alguien del club aunque en el plantel había gente como el Palomo Usuriaga y yo fuera un pibe. Encima hice los dos goles y los pude ir a gritar con mi hinchada. Fue algo mágico que me va a quedar siempre en la memoria".   Algo parecido le sucede a Oscar Topo Gómez, autor de uno de los goles de Chicago hace 15 años, y que ya había marcado otro en el 2-0 de la primera rueda, jugado en cancha de Vélez. "En realidad, a All Boys siempre le hice goles, con todos los equipos en los que jugué", rememora el delantero que ese mismo año entró en la historia del club de Mataderos al marcar el tanto del ascenso a Primera ante Instituto, en Córdoba. "Contra All Boys eran clásicos inolvidables. Para la gente de Mataderos podés perder con cualquiera menos contra ellos", comenta el delantero santafesino, que pasó por una decena de equipos en su carrera pero quedó para siempre identificado con los colores del Torito: "Sueño con salir a una cancha como técnico vistiendo una camisa negra y un pantalón verde. Sería mi homenaje a los hinchas que todavía hoy me tratan con enorme cariño".   La tabla de la B Nacional indica que Chicago llega mejor parado al duelo, con 12 puntos contra 9 de All Boys, que además se encuentra en una posición complicada en la tabla de promedios. "Pero todos sabemos que en estos partidos no importa cómo llegue cada uno", avisa Facundo Diz.   Mientras tanto, ayer en la previa hubo banderazo en ambos estadios, desde hace días las redes sociales partidarias estallan en mensajes cruzados, no siempre agradables, y ambos equipos diseñaron camisetas especiales para esta tarde. Porque hoy en Floresta no se juega un partido más. Es All Boys-Nueva Chicago, el Superclásico del ascenso. Pensar que hubo que esperar 15 años para volver a vivirlo   PROBABLES FORMACIONES   All Boys: Gastón Losa; Hernán Grana, Leandro Corulo, Gustavo Toranzo, Maximiliano Martínez; Julián Fernández, Darío Steganatto, Ricardo Blanco; Mauro Milano; Pablo Vitti y Germán Lessman.   Nueva Chicago: Alejandro Sánchez; Samuel Cáceres, Matías Valdez, Rodrigo Espíndola, Gonzalo García; Matías Vera, Axel Juárez, Federico Fattori, Nicolás Giménez; Lucas Baldunciel; Maximiliano Brito.

_______________________________________________________________________________

IMPORTANTE !!! LA FOLK ARGENTINANO tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite, LA FOLK ARGENTINA se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República

Compartir

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »